SALUD

Esta nota ha sido vista: 8183 veces
mtb bicicletasRanking Salud: 13º

Foto Dolores lumbares (cintura)

Dolores lumbares (cintura)

Hablamos sobre el dolor lumbar (cintura) a nivel de lesiones musculares.


¿Qué es una contractura lumbar?  
Una contractura o rotura muscular puede darse en la espalda al igual que en cualquier otra parte del cuerpo. Las contracturas de la musculatura lumbar son consecuencia  de movimientos bruscos (como al intentar levantar del suelo algo que pesa mucho). Si el movimiento no ha sido excesivamente brusco el músculo se contrae como mecanismo de defensa y es lo que llamamos contractura. Si el movimiento ha sido brusco o más allá de los límites fisiológicos del movimiento, podemos encontrarnos con roturas microscópicas de las fibras musculares y es lo que entendemos por rotura o desgarro muscular.

Sin embargo, la lumbalgia aparece tras someter la espalda a tensiones repetidas durante un largo periodo de tiempo ya sea por adoptar malas posturas o por sobreuso. Esta musculatura sufre espasmos y no le llega toda la sangre que necesita, por lo que se debilita. Por eso cuando alguien se queja de dolor en la zona lumbar al agacharse a recoger un papel del suelo, no puede atribuirse el dolor a este movimiento de flexión del tronco en concreto, sino al resultado de tensiones en esta musculatura durante semanas y meses.
Si se sufre un golpe directo en un músculo cercano a un hueso debe tratarse como una contusión.

 

Los síntomas incluyen:

Un dolor agudo y repentino en la espalda.
Posible tumefacción y hematoma (moratón) en la zona de la rotura.
Dificultad para el movimiento – inclinación anterior, lateral y también para permanecer erguido.
La postura de confort es con la espalda encorvada y las manos en la zona de la contractura.
 


ROTURA O DESGARRO MUSCULAR :

Las roturas o desgarros musculares se clasifican en grado 1, 2 y 3 según la gravedad de la lesión:
           

A) GRADO 1:

¿Qué se siente?

Tensión en la espalda.
Será capaz de caminar sin problemas.
No tendrá demasiada tumefacción.

¿Qué puede hacer el deportista?

Acudir a un fisioterapeuta.
Usar una faja lumbar para retener el calor hasta que ceda el dolor.
Entrenar de forma más suave durante una o dos semanas, sin necesidad de dejar de entrenar a menos que aparezca dolor.

¿Qué puede hacer el fisioterapeuta?

Utilizar técnicas de masaje para acelerar la recuperación (muy importante).
Realizar técnicas de manipulación articular.
Aplicar ultrasonidos y estimulación eléctrica.
Prescribir un programa de rehabilitación y fortalecimiento.

   

B) GRADO 2:

¿Qué se siente?

Probablemente no podrá caminar bien.
Durante la actividad puede tener punzadas de dolor, ocasionalmente.
Habrá una tumefacción evidente.
La presión provocará dolor.

¿Qué puede hacer el deportista?

Reposo.
Acudir al fisioterapeuta.

¿Qué puede hacer el fisioterapeuta?

Utilizar técnicas de masaje para acelerar la recuperación (muy importante).
Aplicar ultrasonidos y estimulación eléctrica.
Hacer algún vendaje neuromuscular o de contención para proteger la zona de movimientos indeseados
Prescribir un programa de rehabilitación para recuperar la movilidad que incluya también ejercicios de estiramiento y fortalecimiento.

 

C) GRADO 3:

¿Qué se siente?

Incapacidad de caminar correctamente.
Dolor severo.
Tumefacción inmediata.
La contracción estática será dolorosa y provocará la aparición de un abultamiento en el músculo.
Se prevé que el deportista deberá permanecer de 3 a 12 semanas fuera de competición.

¿Qué puede hacer el deportista?

Solicitar atención médica inmediatamente.
R.I.C.E. (Reposo, Hielo, Compresión, Elevación).
Usar muletas (si la rotura muscular es en el miemnro inferior).
Seguir un plan de rehabilitación dirigido por un fisioterapeuta.

¿Qué pueden hacer el médico y el fisioterapeuta?

Utilizar técnicas de masaje deportivo para acelerar la recuperación (muy importante).
Realizar técnicas de manipulación articular.
Aplicar ultrasonidos y estimulación eléctrica.
Prescribir un programa de rehabilitación bajo control.
Operar si es necesario y está indicado (sobretodo en desinserciones musculares o tendinosas).
Si se sospecha una lesión de grado 2 o 3, se recomienda acudir inmediatamente al fisioterapeuta o especialista deportivo.

 

Posteá en LA COMUNIDAD >>>